OJO POR OJO DIENTE POR DIENTE (POR: MARÍA TERESA MORENO)

OJO POR OJO DIENTE POR DIENTE

Por: María Teresa Moreno

Hace ya mucho de esta leyenda que fue verdad hasta la última letra.

En un pueblo cerca de ciudad Juárez chihuahua había un joven muy bien vestido con un traje de charro en color  negro y un caballo negro imponente  el nombre de este joven seria Rafael  Montoya el cual se enamoró de una joven llamada Alicia Fernández siempre el joven fue envidiado por muchos y odiado por otros uno de ellos hera Eduardo Armendáriz

Quien siempre busco la manera de mandar al otro mundo pero su infame Anhelo  de matar a Rafael un día se le concedería al hacer un trato con el mismo diablo pues el pediría matar a él joven vestido de charro  en una noche de 2 de noviembre en el panteón San Rafael ellos se encontraron ya que sus difuntos estaban en ese panteón allí el ambiente se sintió muy denso pues su rabia y su rencor de Eduardo se transmitió así que el joven Rafael Bajo de su caballo y de tras de su capa charra traía su pistola para cualquier cosa que pasara ya que en el pueblo se rumoraba que Eduardo también estaba enamorado de Alicia así que la única forma de quedarse con ella seria matar charro allí los jóvenes se hicieron de palabras pero pues el joven Rafael le dio la espalda y allí el cobarde disparo a traición fueron 5 disparos los cuales le arrebataron la vida lo que no conto Eduardo es que la señorita Alicia y su madre se dieron cuenta de lo sucedido y la señorita salió corriendo y tomo el cuerpo del joven Rafael en sus brazos al ver que no respondía ella en peso a gritar por ayuda mientras la madre iba a la comisaria avisarle al comisario para que fuera arrestar a Eduardo mientras tanto Alicia lloraba la pérdida del joven ya la misma muerte andaba cerca del panteón y al acercarse a su cuerpo tomo su alma y al ver a todos pregunto a la muerte que había pasado solo y la muerte solo contestó te quitaron la vida por esa joven y ahora tengo que llevarte al más allá a lo cual el joven contesto no espera quiero hacer un trato contigo a lo cual la muerte pregunto ¿ y cual será ese trato? quiero ser tu cobrador y cobrarme con la muerte de Eduardo

Te parece la idea. La muerte lo pensó un segundo a lo cual ella acepto transformándolo en un aterrador espectro llamado el charro negro a lo cual la muerte le dijo ten mucho cuidado solo puedes andar 6 horas en la noche cuando den las campanas a las 5 tienes que volver al mundo de los muertos no pases por puentes ni iglesias solo recoge a los que se irán al otro mundo pero como quieres cobrarte con la muerte de ese traidor te dejare esta vez solo cumple con tu trabajo y no tendrás problemas conmigo

Y así lo hizo cobrando todas las almas de la muerte en una noche del mismo 2 de noviembre Alicia puso su altar con la foto del Joven Rafael y la música se escuchó aquella canción que le dedico en su cumpleaños nos estorbo la ropa en eso un beso toco su cuello y él perfume de aquel joven impregno él cuarto sus manos temblaron y no de terror sino por aquel beso que hizo que su piel se erizara y al voltear solo encontró una hermosa rosa roja con una nota que decía te amo Alicia jamás dejare de amarte, Sublime mujer, aún extraño esas escapadas que nos dábamos  y hacíamos el amor en las caballerizas no olvides que te ama Tu amor Rafael .

Esa noche el charro visito también a sus amigos y a su madre y a su hermano quien cantaba en la canción que Rafael Le dedicado en su nacimiento hermoso cariño esa noche su hermano sintió como Rafael lo abrazaba diciendo su hermano carnal si estas aquí te quiero un chingo hermano mío nos haces falta perdóname por no decirte lo mucho que te quiero allí Rafael seco sus lágrimas y le dio un abrazo mucho más fuerte que sintió su carnal hasta él alma. Al voltear su hermano vio a Rafael en el monte donde un relinchido sacudió a todos y al voltear ya no estaba él caballo ni él jinete la última que faltaba era su madre por visitar al llegar a la hacienda los cascos del caballo alertaron a todos y salieron con escopeta en mano pero no vieron al caballo pues Rafael ya había entrado a la casa y allí estaba su madre Esmeralda Montoya hincada Rezando y pidiendo por su hijo mientras nuevamente el perfume de él impregnaba el cuarto de su madre y un beso en su frente se dio cuenta que era su hijo abrazándola con gran amor y cariño allí se volvió a despedir con un beso y salió de la hacienda, allí se encontró a la muerte y le dijo es hora de que cobres tu venganza allí la muerte y el fueron a la casa de Eduardo en eso las luces de cada parte de la casa se apagaron asustando a Eduardo la Muerte entro y atrás de ella venia Rafael y le dijo transformado en el charro ahora pagaras por mi muerte en eso con sus manos lo toma y lo alza al aire y con sus ojos arrebatándole el alma de su cuerpo mientras que su cuerpo lo colgó de un árbol con disparos en todo el cuerpo dicen que todavía el charro negro ronda por el panteón cobrando las almas de cada persona fallecida  y que el alma de Eduardo es arrastrada por el caballo de Rafael haciéndolo sufrir por la eternidad.

Autor: Horus Guadiana Acosta

Tomado de leyendas urbanas mexicanas

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s