EXPOSICIÓN “MUJER UN CRISOL, UNA SOLA VOZ”

 

 

FOTO OFIC ANA MARIA

“Cuando la sangre es de una mujer

maltratada, la herida es de todos”.

Anónimo

 

Ana María Ancona Teigell.

El 25 de marzo del año en curso, en punto de la una de la tarde, en el edificio de la Sedeculta (Secretaría de la Cultura y las Artes), ubicado en la calle 18 No. 204 x 23 y 25 de la colonia García Ginerés, se inauguró la exposición “Mujer un CRISOL, una sola VOZ”, dirigida por la Sra. Dinora Ramírez González, dueña de la galería “Colores 33”, a beneficio de la Asociación “NI UNA MÁS YUCATÁN”, integrada por una red de mujeres de Mérida, con la maestra Adelaida Salas Salazar, representante del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio en Yucatán.

Los artistas que expusieron sus obras y quienes donarán una parte de los cuadros vendidos a esta asociación son:

Draya Madú, Teresita Pérez, Lizette Abraham, Teresita Benítez, Cecilia Cano, Mariana Ceballos, Socorro Chablé, Laura de la Vega, Andrea Flores, Rosa Flores, Jenniffer Galeana, Cristina Gaona, Iliana Garma, Teresa Pérez, Rebeca Lago de Medina, Ari Lara y Patricia Loret de Mola.

También Karla Madera, Sandra Nikolai, Carolina Ortega, Patricia Peniche, María Teresa Peña, Lupita Pérez V., Lida Ponces, María José Roch, Liliana Sánchez, Mónica Sanabria, Stefanie Schickora, Addy Marlene Semerena, Leticia Trillas, Yamillet Valdés, Paloma Zárate y Denisse Sánchez.

El corte del listón estuvo a cargo de personalidades como;  el poeta Jorge Lara Rivera, en representación del Gobernador del Estado, Rolando Zapata Bello; Sra. Dinora Ramírez González, dueña de la Galería Colores 33; Lic. Roger Metri Duarte, Titular de la Sedeculta; Marilú Rosas Moya, presidenta del IEPAC (Instituto Electoral y de Participación Ciudadana); maestra Adelaida Salas Salazar, representante legal de la Asociación “NI UNA MÁS” y representante del Observatorio Ciudadano Nacional del Feminicidio en Yucatán; y el LDG Mario Beltrán García, director de Artes Visuales, de la Secretaría de la Cultura y las Artes del Estado de Yucatán.

Una vez inaugurada la exposición, dimos un recorrido por las instalaciones, donde pudimos disfrutar y admirar el arte de estas pintoras, que se unen a nosotras para levantar la voz por las que ya no la tienen o no pueden. Unidas en un solo corazón, que nos hermana con todas las de nuestro género y exponen con sus pinturas el sentir, las emociones, el miedo, la soledad, el silencio y sufrimiento que viven millones de mujeres mexicanas, y como homenaje póstumo a todas las que por la violencia de género han perdido la vida.

Fue una tarde muy emotiva, en ese recinto se respiraba un respeto y admiración por tanto dolor, que es nuestro, por la sangre derramada, que también nos alcanza y nos llena de lágrimas el alma. Una luz de esperanza para todas ellas, para expresarles que no están solas y que siempre contarán con nuestro grito de “¡NI UNA MÁS!

Se lee en uno de los murales:

HAPSEPSUT

Como corre la gacela, loca de su propio perfume

por la sombra del bosque, así en esta noche

corazón de mayo, caliente de la brisa del sur, corro yo loco.

He perdido mi camino y yerro al azar.

Y… quiero lo que no tengo y… tengo lo que no quiero.

La imagen de mi propio deseo se sale de mi corazón.

Y… danzando ante mí centella una vez y otra súbita.

La quiero atrapar y se me escapa.

Y ya lejos, me llama otra vez desde el atajo…

Y… lo que quiero no tengo y… tengo lo que no quiero.

Pista.5 poema, Rabindranath Tagore

“Intermezzo”, George Bizet

Nuestro eterno agradecimiento a todas estas artistas y autoridades, que se solidarizan con las mujeres maltratadas, violentadas emocional y psicológicamente. Por las que están rotas por dentro y por todas las que de una manera brutal murieron, sin tener la oportunidad de cumplir sus sueños, de tener anhelos, dejando en la orfandad a tantos pequeños, que sufren en silencio la ausencia de mamá.

Por todos los niños que tienen que vivir las heridas infligidas a tantas mujeres inocentes, que están muertas en vida, dejándolos a la deriva, sin rumbo fijo y sin horizontes; que su amor y sus besos no pueden curar, comprender, explicar, por qué mamá ya no ríe y sólo llora sin poderlo evitar.

¡Levantemos la voz por todas ellas, y que encuentren en nuestro eco la fuerza y la luz para seguir adelante y reencontrar la belleza de su existencia!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s